Colores caribeños en la CELAC

CUBA, 21 de enero de 2014. El embajador de San Vicente y las Granadinas en La Habana, Dexter Rose, dijo en entrevista concedida a la televisión local, que “la Celac está demostrando el sentir del pueblo de esta región”.

El representante del estado caribeño afirmó que aunque en la región “hemos tenido victorias, (también) hemos sufrido, hemos tenido el dominio de otros queriendo imponer su política sobre nosotros  y la Celac es una organización donde nosotros llevamos la voz cantante”

Rose destacó la importancia para los países caribeños de su presencia en la Celac, y destacó en especial la presencia de Caricom en la troika del más joven mecanismo de integración de la región.

La inclusión en la directiva pro témpore de la Celac es un reconocimiento a la relevancia política, económica y geográfica del Caribe. “Espero de esta cumbre mucho progreso porque nosotros desde el Caricom tenemos mucho que aportar”, enfatizó el embajador san vicentino.

El país que preside Caricom se encuentra, junto a los tres estados de la presidencia pro témpore de la Celac, en la troika ampliada de ese mecanismo de integración.

El embajador de la República de Haití en Cuba, Jean Victor Généus, país que también estuvo al frente  del organismo caribeño, declaró a medios locales que “a pesar de las asimetrías económicas, nos unen orígenes históricos, políticos y culturales, que favorecen las relaciones solidarias y respetuosas de la soberanía y la dignidad regional”.

Généus expresó sentirse “muy optimista” con un organismo que agrupa a 33 naciones -con más de 500 millones de habitantes-, grandes productoras de alimentos, cárnicos, hidrocarburos, y también con las reservas más importantes de agua potable en el mundo.

Recalcó que la voluntad de esos gobiernos de controlar sus riquezas, y eliminar o reducir las desigualdades sociales, indican que el camino escogido para alcanzar más justicia y mayor autodeterminación es el verdadero.

Durante la I Cumbre de la Celac, celebrada en Chile un año atrás, los países caribeños enfatizaron en la importancia de mayor atención a las vulnerabilidades de las pequeñas islas – estado.

En la cita de 2013 fue aprobada también la Declaración Especial sobre Pequeños Estados Insulares que reconoce las particularidades de las economías de la subregión. El documento promueve el apoyo a la agenda de desarrollo sostenible a través de la cooperación regional, el compromiso para la acción del seguimiento de la Conferencia Rio+20, el enfoque sostenible del cambio climático, la mitigación de desastres y la participación plena de los países firmantes en el escenario mundial.

De los 33 países miembros de la Celac, 14 son del Caribe. La subregión agrupa alrededor de 36 millones de habitantes que comparten la riqueza de culturas y lenguas diversas, pero con origen común.

Cuba - CELAC